El Concejo de Rionegro aprobó por mayoría un proyecto de Acuerdo por medio del cual se conceden autorizaciones al Alcalde para comprometer vigencias futuras excepcionales entre los años 2023 y 2047, en cuantía de 5.064 billones de pesos provenientes de los recaudos del Impuesto Predial, para financiar la construcción de un sistema operativo de transporte, que en este caso será un tren ligero que tendrá la terminal en el paraje Belén, cerca a la autopista Medellín – Bogotá, llegará hasta el túnel Aburrá – Oriente en la vereda Sajonia, con una extensión de 17.56 kilómetros, con estaciones en la sede del Tránsito, bajos de la Universidad Católica de Oriente, centro, unidad deportiva, Clínica Somer, barrio El Porvenir, Guadalcanal y La Selva en Llanogrande, entrada a El Tablazo, Hospital San Vicente Fundación, Aeropuerto José María Córdova y salida del túnel.

El proyecto fue objeto de muchos debates porque se cuestionaba la necesidad de disponer de ese servicio en una ciudad de 130.000 habitantes, cuando se requiere que movilice mínimo 23.000 personas diariamente para que por lo menos sea costeable y al hecho de que se dejaba “empeñado” al municipio con esa gran deuda, lo cual implicaría una reducción considerable en las inversiones hacia el futuro. La sesión en la que se aprobó finalmente la iniciativa de la Administración duró siete horas y media, incluidos dos recesos para hacer consultas jurídicas sobre presuntos impedimentos de algunos de los 17 Concejales y la votación definitiva fue de nueve positivos, cinco en contra, dos abstenciones y un impedimento.

Este es un paso trascendental para el proyecto de sistema de movilidad propuesto por el Alcalde Andrés Julián Rendón, que ahora pasa ha visto bueno de la Dirección de Planeación Nacional, luego se abrirá licitación pública para conseguir socio o socios, pues será una Alianza Público Privada y serán los particulares quienes asuman la construcción, ya que el Municipio solo comenzará a pagar después de que se reciba el sistema en funcionamiento. Será un viaducto elevado que inicialmente contará con 28 vehículos, condicionados a que sean eléctricos para que el sistema sea amigable con el medio ambiente.

El Secretario de Hacienda de Rionegro, Oscar Rendón Serna, dijo que el proyecto tiene un estudio muy juicioso elaborado por Fonade en donde se le da viabilidad y en la Secretaría a su cargo se realizó un análisis detenido para establecer de dónde saldrán los recursos. Explicó que con el desarrollo y crecimiento del Municipio, con 12 Planes Parciales de expansión, es decir, nuevas áreas urbanizables, habrá más construcciones y por lo tanto más unidades prediales para grabar. Para agilizar ese proceso, a los predios de las zonas de expansión urbana se les aplicará un gravamen del 33 X 1000, como si fueran “lotes de engorde”.

“Tenemos la ventaja de que el doctor Andrés Julián Rendón es un hombre con visión futurista y no es miope para quedarse solamente parchando huecos y haciendo cosas que son del común. Él llegó a Rionegro a dar soluciones de fondo

a problemas como el de la movilidad, o como el del servicio de acueducto y alcantarillado, al vender a EP Río a EPM para que esta Empresa hiciera las inversiones que la otra no estaba en la capacidad de realizar, son decisiones muy futuristas y por eso nuestro reconocimiento al Concejo por haber aprobado este proyecto, porque los ciudadanos de Rionegro se merecen un sistema de transporte amigable con el ambiente”, dijo Rendón Serna