En la conmemoración de el Día mundial de las cardiopatías congénitas, se realizó con gran motivación y orgullo el primer Simposio de Cardiopatías congénitas del Oriente Antioqueño. Estas enfermedades congénitas se presentan por alteraciones estructurales del corazón producidas por defectos en la formación del mismo, durante el desarrollo embrionario.

Con el fin de contribuir al fortalecimiento del conocimiento académico en cardiopatías congénitas y mejorar las prácticas en salud, se realizó el día de hoy el Primer Simposio de Cardiopatías congénitas en el Centro de eventos La Macarena, en Rionegro. A este evento, asistieron estudiantes de medicina, médicos generales, pediatras, personal de enfermería, médicos especialistas y residentes de pediatría y, además, contó con expertos especialistas de Somer Incare.

La Clínica Somer, la Fundación Santiago Corazón y el Centro Cardiovascular Somer Incare, son tres instituciones que están comprometidas con un mismo propósito: contribuir al fortalecimiento del conocimiento académico en cardiopatías congénitas, con el fin de mejorar las prácticas de salud para beneficio de los más pequeños.

«En los recién nacidos este defecto congénito, que altera el corazón se desarrolla entre las primeras 8 y 12 semanas de gestación, es decir, en ese momento el corazón si se forma bien nacerá sano, pero si se forma mal nacerá enfermo. Existen diferentes grados de alteración en el menor, algunos al nacer se tornan enfermos de inmediato, otros no manifiestan síntomas en la infancia, sino más adelante en la edad escolar, y otros tiene alteraciones leves que son las que se manifiesta en la edad adulta» expresó John Jairo Araujo, medico cardiologo, pediatra, ecocardiografista  y especialista en cardiopatías congénitas de Somer Incare.