Vivimos en una época en la que el desarrollo nos permite acceder a muchos elementos que nos facilitan la vida, como por ejemplo los dispositivos electrónicos, los servicios públicos y el transporte.

Todos estos avances requieren de los recursos naturales para fabricar y proveernos de todo aquello que nos brinda comodidad y tranquilidad, lo importante es asegurar que su uso sea sostenible, de manera que no afecte el equilibrio de los ecosistemas y permita la disponibilidad de los recursos en el tiempo, para que las futuras generaciones puedan también disfrutar de una vida armoniosa. Para garantizar el uso de los servicios ecosistémicos, las autoridades ambientales como Cornare tienen un papel fundamental porque se encargan de administrar y vigilar el uso de los recursos naturales de nuestro territorio, de manera que podamos usarlos de forma sostenible en beneficio de todos.

Por esta razón, la Corporación viene liderando estrategias en articulación con las comunidades para la construcción de escenarios participativos en los que todos hacen sus aportes para la aprobación conjunta de proyectos encaminados al desarrollo sostenible de la región.

“Todos los procesos son transparentes y abiertos a la comunidad, de hecho, en nuestra página web tenemos publicada la información de las 167 licencias ambientales activas que tenemos sobre minería, construcción de vías, línea de transmisión o generación de energía para que la población pueda informarse, hacer
auditoría y revisiones sociales frente a cómo se están llevando a cabo los planes de manejo de estos proyectos”, explica Javier Parra Bedoya, Director General de Cornare.