Rodolfo Montoya nació en Medellín el 27 de junio de 1956 y estudió en el Liceo San Rafael de Belén. Desde joven ha Sido apasionado por el arte, pues si estudio como artista lo realizó en el Instituto de Artes Plásticas en la Universidad de Antioquia con su profesor y gran amigo Alonzo Ríos Vanegas; pero, también alternaba su estudio trabajando como ayudante del maestro Rodrigo Arenas Betancourt. Allí ingresó por petición de su familia que eran quienes le realizaban las fundiciones. En este trabajo aprendió mucho gracias a Rodrigo, sobretodo a realizar obras de gran tamaño. 

Por otra parte, Rodolfo también aprendió todo lo relacionado con la fundición artística, tanque sus padres, tíos y primos desde 1940 siempre han Sido fundidores artísticos. «Cómo pueden ver, yo estoy en todo el cuento. Tengo algunas esculturas monumentales propias como el Bolivar a caballo en el municipio de Andes, el Gaitán que está en el parque Gaitán de Manrique-Medellín, y varios bustos en la Universidad Pontificia Bolivariana. 

Rodolfo ya lleva 45 años como escultor y 80 como fundidor con su familia. Años dónde ha realizado obras de pequeño y gran formato. Como fundidor artístico ha realizado cantidad de obras a maestros como Rodrigo Arenas Betancourt, Alonzo Ríos, Miguel Ángel Betancur, Salvador Arango y muchísimos más artistas por todo el país dejando un legado inigualable. 

La familia Montoya y su legado artístico

Desde hace 80 años, la familia Montoya a llevado en alto su talento de la fundición artística. Quién inició con este fue Darío Montoya, quién inició trabajando en el talles del maestro Bernardo Vieco en Medellín, pues según Rodolfo Montoya, su abuelo le pagaba a este personaje para que su tío Darío pudiera trabajar allí en la fundición artística. Sin embargo, con el tiempo fueron abriendo camino para trabajar de manera particular.

Cuando el maestro Rodrigo Arenas Betancourt llegó de México, los primos y tíos de Rodolfo Montoya fueron contactados por él para comenzar a hacer fundiciones artísticas como el monumento del Pantano de Vargas.; Y también,  con el tiempo llevando su arte a otro nivel, comenzaron a hacer obras grandes como el Hombre Creador de Energía en la Universidad de Antioquia. Así fueron creciendo cada vez más realizado estás bellas obras para el maestro Arenas Betancourt.

Fue así como esta familia fue creciendo en el arte y como Rodolfo Montoya y sus hermanos también lo heredaron. Actualmente, fundieron nuevamente para el maestro Arenas haciendo el monumento a la Vida y a la salud que está ubicada en la Clínica Las Américas. 

Ahora, en su taller realizan todas las esculturas desde sea. Con una simple fotografía, realizan su magia a pequeña y a grande escala. 

Contacto

Correo fundicioneslosmontoya@live.com   tel 3421934  carrera 106 #31AA 164 medellin.