A partir de este mes los colombianos tendremos que pagar un impuesto al consumo por cada bolsa plástica que se pida en tiendas y supermercados, lo cual nos lleva a reflexionar sobre el uso de empaques en otros materiales. Bolsambiente es una iniciativa de Cornare que se alinea con el Ministerio de Ambiente y Desarrollo Sostenible y su campaña “Reembólsale al Planeta”, la cual invita a usar medios alternativos de empaques a la hora de hacer las compras, con el objetivo de contribuir a la disminución del consumo de bolsas plásticas y la contaminación ambiental, mediante el aprovechamiento de los residuos sólidos.

Según Diana Henao, jefe de la Oficina de Ordenamiento Territorial y Gestión del Riesgo de Cornare, en la región se generan anualmente 50 millones de bolsas plásticas y para disminuir este impacto al medio ambiente se pretende que a través de un trabajo conjunto entre tenderos, ciudadanos y recicladores, se deje de generar entre 8 y 10 millones de bolsas plásticas, que en su mayoría terminan afectando los ríos y océanos.

Por lo tanto, desde Cornare se hace un llamado para que los habitantes cambien los hábitos de consumo y se unan al reto “Sin bolsa por favor”, a través del uso de Bolsambiente, las cuales serán entregadas en 520 tiendas de los 26 municipios de la jurisdicción, impactando así a 26.000 familias de la región.

Para obtener la Bolsambiente, los ciudadanos deben recoger cinco kilos de reciclaje, separando los residuos sólidos como plásticos, metales, vidrios, papeles o cartones desde la fuente primaria que son los hogares, escuelas y lugares de trabajo. Posteriormente deben llevarlo a las principales tiendas y supermercados de los municipios de la jurisdicción.

“Adicionalmente, las personas que se comprometan con el uso de la bolsa, se les entregará una cuponera con la cual participarán en concursos, estimulando así las personas responsables con el manejo de residuos”, reitera Diana Henao.