El Gobierno Nacional, a través del Ministerio del Interior, autorizó el inicio del plan piloto de reactivación aérea desde el Aeropuerto José María Córdova de Rionegro, luego de previa solicitud de los mandatarios locales. Tras el análisis epidemiológico y las recomendaciones del comité asesor y del Ministerio de Salud y Protección Social, este emitió recomendación favorable para iniciar las operaciones entre este terminal y los siguientes aeropuertos: Palonegro, del municipio de Lebrija (Santander, que sirve a Bucaramanga); Camilo Daza, de Cúcuta (Norte de Santander); Matecaña, de Pereira (Risaralda); La Nubia, de Manizales (Caldas); El Edén, de Armenia (Quindío), y el Aeropuerto Internacional Gustavo Rojas Pinilla, en el archipiélago de San Andrés.

“Esto es un trabajo conjunto del Gobierno con los mandatarios locales. Se deben seguir todas las recomendaciones de los protocolos de bioseguridad del Ministerio de Salud, que deben ser adoptados por los viajeros y las empresas. Ha sido un proceso gradual y dependiendo de la situación de la pandemia, seguiremos avanzando en la autorización de los pilotos a otras regiones del país”, indicó la ministra de Transporte, Ángela María Orozco.

De acuerdo con la circular del Ministerio del Interior, las excepciones que los gobernadores y alcaldes consideren necesarias adicionar de manera particular, deben ser previamente informadas y coordinadas con dicho ministerio. El documento también aclara que los municipios deberán mantener las capacidades básicas con que cuentan para la vigilancia y control en salud pública, en términos de talento humano en salud, así como los recursos para el rastreo y seguimiento de casos y contactos, laboratorio y sistemas de información para el manejo de brotes, para que en caso de un brote de COVID-19 se puedan contener de manera efectiva.