El tatuaje de este girasol hace referencia a mi abuela y a su vida, es un acto de
representación a esa mujer que fue tan especial en su vida y que tenia una fascinación
particular con estas flores, las cuales le encantaba recibir.

Los girasoles son la imagen simbólica de lo que son el sol, el amor la admiración; no
obstante, significan también la felicidad, la vitalidad, el positivismo y la energía, estas
representan demasiado bien lo que era el carácter de su abuela, pues siempre se marcó por practicar la felicidad, en todo momento e incluso a todos los lugares que visitaba, dejando el reflejo de esa sonrisa tan única y tan hermosa que iban con ella todo el tiempo.

“Llevo el girasol marcado en mi piel, porque ella habita todo el tiempo en mí, y esto me
hace recordar lo maravillosa que fue en vida y que seguramente sigue siendo en donde
quiera que este” Afirma la joven.

Su abuela ha sido un ejemplo en vida de que la felicidad atrae felicidad, porque siempre
tuvo en su vida alegría en su máxima expresión, como las personas que estaban en su vida y también por las cosas que llegaban a ella.